17 de 10 de 2013

90’s bitch

Muchas veces hemos escuchado decir a nuestros padres que en estos tiempos no hay respeto por nada, todo es más “light”, “las cosas no son como antes” y sobre todo en las relaciones sentimentales… Bueno, tienen razón.  Somos parte de una generación que tuvo un principio de “romanticismo/machismo” influidas por héroes y príncipes de las películas de Disney, pero aún así, salimos a bailar, chateamos, whatsappeamos, queremos coquetear y ver si hay algún mino lindo al que podamos besar.

¿Seremos parte de una generación un poco esquizofrénica? Por un lado, buscamos estabilidad, romanticismo, compañerismo, pero por otro, queremos pasarlo bien, vivir nuestra juventud, conocer a muchos hombres y  postergar lo que más se pueda el compromiso real y bueno. Los hombres cada vez se acomodan más con la imagen de la mujer independiente, que toma la iniciativa, y que no se anda con rodeos.

Por lo que tenemos que aceptar también la consecuencia de eso: hombres cómodos, tímidos, flojos, mamones  ¿Queremos  hombres así?… Así es, somos parte de una generación que quiere muchas cosas y también tiene otras muy contradictorias, es por esto que nos cuesta cada vez más encontrar al “príncipe azul”.  Vimos a nuestras madres sacrificarse por sus familias, nos tuvieron a muy temprana edad y definitivamente: NO QUEREMOS LO MISMO.

Queremos estudiar, ser profesionales, independientes, poder irnos de la casa y viajar. De la misma forma, queremos encontrar a un hombre que nos “apañe” en todas, que sea inteligente, admiremos y que ame nuestra libertad. No queremos terminar como nuestros papás (la mayoría separados). Queremos amar, equivocarnos, tomarnos nuestro tiempo, elegir bien, y pasarlo bien. ¿Qué mejor?

Con todas las influencias de nuestros tiempos, le tengo mucho fe a la mujer de ahora, por lo que hago un llamado a nuestros abuelos, tíos, padres, hermanos, grandes preocupados: somos jóvenes, lindas, locas, pero vamos a elegir bien. No nos presionen, miren que después que nos realicemos, les presentaremos a nuestra media naranja pero primero déjennos testear el mercado.

8 comentarios

AHHHHH

18 de octubre de 2013

Me encanta por que es lo mismo que decía yo sobre mis padres! tengo una hija de 19 y esto me ayuda mucho a acercarme y romper el "mi madre dice o piensa" ¡Gracias!

Susana

17 de octubre de 2013

Muy buena tu columna y toda la razón en lo que dices, vivan su juventud a concho, porque no vuelve y cuando estén listas buscan al hombre correcto para compartir el resto de sus vidas.

Mari

17 de octubre de 2013

Que buena columna! me encanto! creo que nos identifica a todas! vivan las mujeres libres e independientes!

Malu

17 de octubre de 2013

Totalmente de acuerdo! Yo tuve el mal gusto de hacer todo lo que quise, estar con varios pasteles...porque claramente había que testear! Y recién a los 30.. Mamona yo... Me fui a vivir sola, después conocí a mi bombón y todo lo q sigue a eso... Y de verdad lo haría de nuevo, no me arrepiento de lo bien q lo pasé viajando o entrando a talleres de todo tipo! Ya q después armando familia el tiempo es más bien escaso... Pero igual es cosa de proponérselo.... a los 40 me fui con mis mejores amigas a Brasil, sigo juntándome con amigas cuando me puedo arrancar y hoy voy a Yoga 2 veces a la semana! Viva el poder femenino! Buen Blog!!

yamilé

17 de octubre de 2013

me gusto la parte del hombre partner!!!!

Pancha

17 de octubre de 2013

Que buena columna!!! :)

Yemina-King

17 de octubre de 2013

Lo comparto nenaaaaa!

Francisca

17 de octubre de 2013

<3 me encantó!!!!! Sabias palabras Javiblogger!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Lo último